Quienes gobiernan la Educación, merecen un insuficiente

Desde la Consejería al Ministerio de Educación. Porque al amparo de la LOMCE, comenzaron en septiembre sacando por sorpresa una Orden que degradaba Cultura Clásica, Francés, Música, Plástica, TPR, a asignaturas de segunda categoría, pues no cuentan ya para promocionar de curso o o solamente una de entre ellas, en caso de coincidencia, en 1º y 3º ESO. Además, la LOMCE no tenía en consideración al alumnado repetidor de 2º de Bachillerato, porque no había previsto una norma transitoria que les permitiera, durante al menos un año, repetir con la ley que habían venido cursando anteriormente.

Después, en medio del curso, cuando el profesorado preparaba a su alumnado para la EvAU de 2º de Bachillerato, quitaron de esta prueba a Ciencias de la Tierra y Medioambiente, Francés, Psicología, Tecnología Industrial II, etc. después de años consiguiendo buenos resultados para el alumnado que las escogían por interés para la calificación media o por vocación.

En Octubre, tras la huelga general de toda la comunidad educativa y de los estudiantes en Noviembre, contra la LOMCE, las reválidas y los recortes, el Ministro anuncia que las evaluaciones finales no contarían este curso para la titulación, pero ojo, hasta que se alcanzara un acuerdo con el Pacto Educativo.

Pacto educativo en el que se deja a hablar a expertos, y colectivos de la educación, pero ¿escuchan los gobernantes a la comunidad educativa que lleva años reclamando la necesidad de detener la LOMCE y sustituirla por una ley nueva donde de verdad podamos intervenir sus protagonistas, consiguiendo algo diferente a otro producto legislativo de obsolescencia programada?

Parece que no, porque a pesar del talante negociador que quiere dar la Comunidad de Madrid en ocasiones, la Consejería castiga con un expediente disciplinario a la profesora interina de EOI de Francés que discrepó a preparar los exámenes de septiembre cuando la despedían a final de junio.

Y porque las reválidas de 4º no se habían suprimido este curso tampoco, sino que se dejaba a cada comunidad autónoma decidir cómo hacerlas. En marzo volvimos a la huelga y a la calle para dejar claro el NO total a las reválidas y las políticas austericidas en educación. Pero la Comunidad de Madrid, siempre defensora de la LOMCE, de las evaluaciones externas y de la privatización de la enseñanza, hizo censales y por tanto obligatorias la prueba de cuarto, externalizando su gestión a una empresa privada por un valor de 650.000 euros, interrumpiendo el funcionamiento normal de los centros y creando confusión sobre sus efectos académicos, a pesar de que la legislación dejaba claro que no podía tenerlos.

Hay dinero para pruebas externas, para extender el bilingüismo, la enseñanza privada concertada y financiar a la Iglesia Católica con fondos públicos; pero no para mantener abierto el IES Pérez Galdós, ni para mantener las aulas de integración motórica en el CEIP Virgen del Cerro, los Ciclos Formativos o las líneas suprimidas en tantos colegios e institutos, ni para reducir las ratios elevadas de los centros públicos, evitando su masificación y degradación.

Para acabar el curso, la Consejería no duda en, exageradamente, prohibir el uso de los ordenadores ante un virus informático durante dos semanas; pero ante la subida desmedida de las temperaturas en centros escolares que no están diseñados para asegurar la salud de quienes los habitan en estos casos, no son capaces más que de proponer como solución hacer abanicos de papel, porque el aire acondicionado es malo para la salud del alumnado.

A fecha de hoy, después de un año anunciándolo a bombo y platillo y estando aprobado en los presupuestos, el profesorado interino de Madrid no sabe cuándo y cómo cobrará este verano, un derecho que esta comunidad suprimió desde 2011, (de hecho todavía se está recuriendo en los tribunales el cobro de los veranos aún debidos); ni sabemos dónde haremos los exámenes de septiembre el profesorado interino y en expectativa.

Para rematar, una nueva Orden y su nota “aclaratoria”, vuelven a sembrar las dudas sobre qué asignaturas contarán para la titulación en 4º ESO y cuáles no.

Todo esto en un contexto de corrupción generalizada, desde la Comunidad hasta el Gobierno; por ello, como decía el poeta Jose Agustín Goytisolo, en tiempos de ignominia como ahora, quienes gestionan la educación se meren un insuficiente en junio, y tendremos que seguir resistiendo en septiembre para que sobreviva con dignidad la escuela pública.       Junio 2017

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s